Ir al contenido principal

Solos en el capitalismo único

Artículo publicado en eldiario.es




Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Interesante artículo, ser libres sin explotar al otro. Pero la sentencia es complicada. La comida, la ropa, la vivienda,... todas las acciones de consumo suponen explotación para otros. El sujeto/obejto es un debate ya pasado ?!) según algunos que quieren superar facilmente las estructuras a partir de un constructivismo.


http://www.aibr.org/antropologia/04v01/articulos/040104.pdf

Gracias por el blog y un saludo,

Marta
Anónimo ha dicho que…
Según este artículo se reafirma que los universitarios académicos exitosos con carrera ascendente en su movilidad soc., de origen popular, acaban patologizando, distanciándose y, aún con tensiones y contradicciones, su origen de clase trabajadora.

El habitus de clase hoy se va desvaneciendo???

http://soe.sagepub.com/content/87/1/1.full.pdf+html


Conoces revistas de sociología buenas al respecto, soy nueva en esto y me he ido al famoso JCR, Q1.

Muchas gracias por anticipado,

Ana María.
Anónimo ha dicho que…
Muy interesante. Me pregunto, no obstante, si detrás de la idea de "libertad sin explotación" no se esconde una especie de paso al límite (digamos que metafísico) según el cual es posible algo así como la explotación cero, o sea, una suerte de igualdad o simetría absoluta entre todos los seres humanos. Tal vez ahí asomen componentes humanistas cristianos del marxismo: todos somos hijos de Dios, luego todos somos iguales y hemos de amarnos los unos a los otros. Quizá sería más operativo definir/identificar formas de explotación específicas e intentar denunciarlas y transformarlas, partiendo del hecho de que libertad, explotación y dominación van siempre entrelazadas en "agenciamientos" concretos.
José Luis Moreno Pestaña ha dicho que…
Para Ana María: si eso es tal y como usted lo señala yo soy un desastre psíquico y vivo en un infierno interno. Y además en nada se nota, porque lo escondo, que soy hijo de Juan y Pilar, metalúrgico él, sus labores ella. No creo. Creo que soy feliz en mi vida y creo que me hace feliz no olvidar mis orígenes. Conozco mucha gente como yo. El artículo es mucho más complejo.
Respecto de Marta. El intercambio no supone explotación y yo no exploto por consumir el producto de la explotación de otros. Eso no es teoría crítica, es integrismo religioso del pecado original. Sobre revistas, lea el blog, hay muchas.
Para anónimo: en el caso de Juan Carlos Rodríguez me parece bien visto. ¿Un trasunto de ideal regulativo kantiano? Más bien un universal concreto en movimiento que se manifiesta en ocasiones y se esconde en otras. Un materialista siempre preferirá a Hegel. ¿Cómo diferenciar la´explotación del ascetismo autoimpuesto para ascender socialmente o para legitimar simbólicamente la dominación? ¿La explotación es dominación? Yo creo que no: la dominación supone obedecer y se puede obedecer sin estar explotado o estándolo (en ese caso, el explotado interioriza los valores de la clase dominante). El modelo de los agenciamientos donde todo se mezcla no me convence. Si todo es explotación/dominación nada lo es. La formulación de Juan Carlos Rodríguez me parece que abre un campo de análisis, como bien reclamas, separandose el socialismo de cualquier tendencia totalitaria. La libertad es primera. Me parece interesante y sobre todo con la densidad histórica con la que se dice, después de hacer una génesis del sujeto moderno que merece compararse con las mejores, mejores: Weber, Foucault, Bourdieu, obiviamente Marx...
Gracias y saludos cordiales a todos.
Anónimo ha dicho que…
No era intención ofender, ni mucho menos. Tan solo decir que no comulgo con "no exploto por consumir el producto de la explotación de otros." Es cierto que no explotas, ni dominas, cosas diferentes. pero sí contribuyes a esa explotación , por tanto es indirecta. Beneficiarios, transmisores de adquirir productos baratos y guays frente a aquellos que son los explotados (perjudicados) del desorden actual.

La pregunta ni la has considerado ¿Es importante aún hoy el debate entre sujeto y objeto en las ciencias sociales?

Gracias profesor,
saludos.

Marta
Anónimo ha dicho que…
Juan Carlos ha sedo muy sutil en sus dos últimos libros.

Creo que no se acaba de señalar lo siguiente.

El suelo sobre el que se eleva la producción y el consumo capitalista es la esclavitud y el colinialismo. El saqueo y el trabajo en condiciones miserables y neocoloniales de los país dominados son imprescindibles para el enriquecimiento de occidente.

Saludos y gracias,
Juana
Anónimo ha dicho que…
Imprescindible. Los problemas de la representación democrática en el capitalismo total,

saludos,


Raúl



https://www.diagonalperiodico.net/la-plaza/21797-ejes-la-democracia.html

Entradas populares de este blog

Los abrigos cambiados

Abraham Lincoln contaba cómo una vez contempló la pelea de dos borrachines y que, cuando terminó, salieron cada uno con el abrigo del otro. A menudo la política es así, y consiste en conflictos en los que nos ponemos ebrios y acabamos abrigándonos en lo que detestamos de nuestro adversario.
Introducir algo de claridad supone pensar en lo que vemos y en aquello que el otro ve. Evidentemente, la ebriedad y la ceguera ocurren porque miramos de modo tremendamente selectivo. Así ocurre, por ejemplo, en nuestro problema nacional español. Donde el partidario de la unidad detecta egoísmo injustificado de ricos, el de la secesión solo percibe un derecho democrático evidente: no se puede estar juntos a la fuerza. Y donde el partidario de la secesión denuncia la violencia estatal, el de la unidad recuerda la protección de las personas silenciadas por el nacionalismo. Personas cuyos votos no se cuentan, cuyas manifestaciones se empequeñecen y cuya identidad nacional se reduce a simple residuo colo…

¿Qué es un foucaultiano?

Intervención ayer en Traficantes de sueños durante la presentación de Foucault y la política


¿Quién es un buen lector de Foucault? Es uno que no toma de Foucault lo que le viene en gana, sino el que aspira a tener por entero el espíritu de Foucault “porque debe haber el mismo espíritu en el autor del texto y en el del comentario”. Para ser un buen lector de Foucault, un buen foucaultiano, deben comentarse sus teorías teniendo “la profundidad de un filósofo y no la superficialidad de un historiador”

Es una broma. En realidad, el texto anterior resume "¿Qué es un tomista?", un texto del insigne filósofo de la Orden de predicadores Santiago Ramírez, y publicado en 1923. Pero los que comentan filósofos, Foucault incluido, siguen, sin saberlo, el marco de Ramírez. Deberían leerlo y atreverse a ser quienes son, tal y como mandaba Píndaro. El trabajo filosófico, desde esta perspectiva, consiste en
1.Se adscriben a una doctrina y la comentan mediante paráfrasis más o menos logradas y p…

Didáctica ciudadana: la vida política en las plazas. Etnografía del movimiento 15M

Acaba de publicarse la obra de Adriana Razquin Mangado Didáctica ciudadana: la vida política en las plazas. Etnografía del movimiento 15M, dentro de la colección Antropología y estudios culturales de la Editorial de la Universidad de Granada. Sin duda, el trabajo más ambicioso de etnografía de las asambleas, unido a una reconstrucción documentada del origen del 15M. Ojalá esta obra tenga una recepción -académica y política- a la altura de sus grandes cualidades. Mucho puede aprenderse no solo de una etnografía realizada con mimo y cruzando fuentes, sino también de las innovaciones -reconstruidas en términos de culturas prácticas- que permitieron sobrevivir -y también pusieron en tensión- a las asambleas. Las asambleas, por paradójico que pueda resultar, han sido objeto de escasas reconstrucciones sociológicas complejas. Su nacimiento y desaparición suelen saldarse con imágenes biológicas (efusividad y agotamiento), meteorológicas (igual que aseveraba Spengler sobre la filosofía griega…